Lo que queda de Plymouth

Vista aérea de Montserrat (© Mardis)

Montserrat es uno de esos peñascos caribeños que el Reino Unido mantiene como Territorio de Ultramar tras colonizarlo allá por el siglo diecisiete. Es una isla verdaderamente minúscula, con apenas cien kilómetros cuadrados de superficie y tan sólo cinco mil habitantes, que forma parte de la exigua lista de la ONU de territorios por descolonizar. Su capital de jure es Plymouth, aunque hace década y media que nadie vive allí. En Plymouth sólo quedan cenizas y escombros de lo que un día fue una ciudad de varios miles de personas, que vieron como casi de la noche a la mañana su pequeño mundo quedaba completamente arrasado. Plymouth hoy sólo existe en la memoria de los que la conocieron, y la ciudad y sus alrededores son un páramo inhabitable.

Vista de los restos arrasados de Plymouth, capital administrativa de Montserrat (fuente)

La isla de Montserrat le debe su nombre al mismísimo Cristobal Colón, que se lo puso en honor de la Virgen de Montserrat (alias La Moreneta) cuando anduvo por allí en su segundo viaje, allá por 1493. La pérfida Albión se agenció la isla para mayor gloria de Su Majestad en 1613, cuando se establecieron en la isla los primeros colonos británicos. Montserrat es un lugar realmente pequeño, así que nunca tuvo demasiada población. En su mejor momento la isla apenas llegó a los trece mil habitantes. Plymouth era, de largo, el mayor asentamiento de la isla, con algo más de un tercio de la población total, que se dedicaba, entre otras cosas, a la exportación de productos agrícolas, textiles y componentes electrónicos.

Pese a su pequeño tamaño, la isla de Montserrat (que es poco mayor que Formentera, por ejemplo) acoge en su territorio nada menos que tres volcanes. El más importante de ellos, al menos en lo que a la historia de la isla respecta, es el de Soufriere. En julio de 1995, y sin actividad sísmica previa, el volcán entró en erupción, provocando el caos en la isla. La ceniza cubrió rápidamente todo el sur de la isla, incluida su capital, que fue evacuada. A principios de agosto un flujo piroclástico arrasó prácticamente el 80% de la ciudad de Plymouth, junto con el puerto y el aeropuerto.

Erupción del Soufriere en 1995

Dos vistas de la ciudad devastada

No quedó mucho de Plymouth en pie tras las erupciones de 1995, que duraron hasta el mes de diciembre. Casi toda su población fue evacuada a otras partes de la isla, a otras islas, o a Gran Bretaña. Lo que no quedó cubierto de escombros fue incinerado por los flujos piroclásticos y la ceniza caliente. Plymouth concentraba no sólo el gobierno y un tercio de la población total, sino la mayor parte del comercio y las tiendas de Montserrat, además del puerto y el aeropuerto, punto de entrada de la práctica totalidad de los visitantes y mercancías. La catástrofe era casi completa. El gobierno se trasladó al pueblo de Brades, pero miles de personas lo perdieron todo.

Una cabina de teléfonos enterrada en la ceniza, en 1998 (fuente). Debajo, un coche casi completamente cubierto por los restos de la erupción (fuente)

Además de gran parte de la capital, una veintena de asentamientos fueron abandonados y cubiertos por la ceniza y el lodo. En una isla tan pequeña la falta de alojamiento se notó en seguida y casi dos tercios de la población de 13.000 personas abandonaron el lugar. El Soufriere continuó con su actividad y en 1997 un alud de escombros y ceniza mató a 19 personas en lo que quedaba en pie de Plymouth, que fue abandonada por completo. Lo poco que todavía no había sido derruido o calcinado fue enterrado por una capa de escombros y cenizas de casi dos metros de alto. Plymouth, como una Pompeya contemporánea, había sucumbido al volcán

Un tejado y el campanario de la iglesia de Plymouth sobresalen entre los escombros, la ceniza y la lava solidificada. Debajo, la desolación en Plymouth (fuente)

Pero el Soufriere Hills no sólo arrasó Plymouth. Casi dos tercios de la isla quedaron inhabitables. Gran parte del suelo arable fue convertido en estéril por las cenizas, y un total de 32 asentamientos fueron destruidos o evacuados. La población de Montserrat, que sufrió un par de evacuaciones masivas ante el peligro de destrucción total de la isla, quedó reducida a poco más de un tercio de la original; la destrucción de la economía y de la mayor parte de los alojamientos disponibles en Montserrat convirtieron la huida en la única alternativa viable para gran parte de sus habitantes.

La sede del gobierno (arriba), los juzgados (abajo), el aeropuerto (más abajo) y una iglesia católica (abajo del todo), desaparecidos bajo la avalancha (fuentes: 1, 2, 3, 4)

Mapa de la zona de exclusión

La isla fue dividida en varias zonas. En la zona norte se puede vivir, transitar, hacer turismo, ir a la playa, esas cosas. Vida normal. Existen zonas de acceso restringido, o donde sólo se puede acceder durante las horas de sol; también una franja de terreno de apenas tres o cuatro kilómetros de ancho exclusiva para residentes. Estos residentes deben tener cascos y mascarillas en sus casas, y haber declarado tener medios para huir por su cuenta a cualquier hora del día. Más al sur está la zona de exclusión. Comprende casi dos terceras partes del ya de por sí pequeño territorio de Montserrat, y la entrada está prohibida salvo permiso del gobierno, que sólo lo otorga para propósitos científicos. Hacer una excursión a las ruinas es una tentación muy comprensible, pero completamente prohibida. Plymouth murió y su tumba no admite visitas.

Inicio de la zona de exclusión en Montserrat (fuentes 1 y 2)

Fuentes: Además de las citadas y de la Wikipedia (Español, Inglés, 2,3, 4, 5) las siguientes: 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7. Además: Cuarenta fotos de Plymouth y la Zona de Exclusión

Página oficial del Gobierno de Montserrat

Observatorio Volcánico de Montserrat

Etiquetas: , , , ,

26 comentarios to “Lo que queda de Plymouth”

  1. Blog de Banderas Says:

    Como el ave fénix, Diego renace de las cenizas y con él una maravillosa entrada. Me hizo recordar la tristemente célebre tragedia de Armero acá en Colombia en 1985… Tal vez la peor en la historia de mi país. Saludos desde Bogotá.

    • Blog de Banderas Says:

      Diego, un comentario adicional. Extrañamente tenemos una coincidencia bastante macabra. Hoy justamente se cumplen 27 años de la tragedia de Armero, 25.000 personas muertas por la avalancha del glaciar del Nevado del Ruíz. Saludos.

  2. martincafe Says:

    Medio país evacuado(aunque sea un país del tamaño de mi casa),tiene que ser durisimo ver como casi todo lo que conoces y te resulta familiar desaparece o se transforma en un infierno.

    Por otro parte, y por añadir un toque frikifutbolero, comentar que la selección de Montserrat es tradicionalmente una de las peores(en ocasiones incluso la peor) en el ranking FIFA. En el 2002, mientras se disputaba la final del mundial de Japón y Corea, otro partido, que enfrentaba en Bhutan a las dos peores selecciones del ranking(montserrat y Bhutan) atraia las miradas del mundo(si contamos como mundo a esa gente que sabe donde juega el Hamrun Spartans).

    http://en.wikipedia.org/wiki/Montserrat_national_football_team

  3. lamariflo (@lamariflo) Says:

    Genial entrada Diego, las fotos son estremecedoras.

  4. Luciano Says:

    Unas correcciones: mencionas dos veces la comparación de tamaño con Formentera, y la segunda foto está repetida.

  5. Sherlock Says:

    Conocía la existencia de la isla, la historia de su nombre y el propósito de la descolonización, pero no tenía ni idea de la erupción del volcán ni de la situación actual.
    Muchas gracias, Diego.

    Aunque, no es por picarte, pero… soy seguidor del Blog de Banderas del amigo colombiano y he de decir que es mucho más prolífico que tú… Ahí lo dejo caer. :-P

  6. Remigio Sol Says:

    Fascinante es sin dudal la historia de los volcanes. Leyendo esto y viendo las imágenes viene a mi memoria la historia del Paricutín en Michoacan, México.
    Me contaba un amigo de mi abuelo que el día de la gran erupción —en 1952— él andaba labrando su tierra en el norte del estado de Jalisco, a casi a docientas millas del volcán. Cuenta que de pronto todo quedó en silencio absoluto; hasta los animales. El comenzó a preguntarse la causa, cuando de pronto se oyó un estruendo en la lejanía y la tierra comenzó a temblar.

  7. Ricardo Carranza Fernandez Says:

    si que fronteras regreso de su letargo y de que gran manera, ya te extrañabamos por aca, excelente historia y mis respetos y felicitaciones. Gracias

    Ricardo
    Mexico D.F

  8. Badillo Art Says:

    Triste,y debió ser desesperante ver ésa columna de humo y estar en esa minúscula isla… Por mas alejado que quisieran siempre estuvieron a pocos kilómetros del desastre. Remigio Sol tienes razón yo aun recuerdo la historia del libro de texto donde se hablaba del Paricutín en Michoacán, las fotografías de aquel lugar son muy interesantes también. Un saludo Sr. Diego

  9. Remigio Sol Says:

    Montserrat perdió ell juego contra Bhután porque ahí el balón no bota sino que bhuta.

  10. Cronopio Says:

    Magnífico post, Diego, sobre una historia de la que no sabía los detalles, y que es de lo más interesante por cuanto supuso un enorme cambio en la forma de vida de la inmensa mayoría de los habitantes de una isla entera.

    Como curiosidad, había un Plymouth uno de los estudios de grabación de música más famosos del mundo, supongo que por la combinación entre aislamiento, inspiración y descanso que la isla debía proporcionar a los artistas. Muchos de los discos más importantes de la década de los ’80 y principios de los ’90 se grabaron allí, sin ir más lejos el “Brothers in Arms” de Dire Straits, uno de los más vendidos (¡y mejores!) de la historia.

    Tal fue la consternación por el desastre de Montserrat y la pérdida de dicho estudio de grabación, que el 15 de Septiembre de 1997 se celebró un concierto benéfico en el Royal Albert Hall de Londres en beneficio de los damnificados por la erupción. Dicho concierto es, para muchos (entre los que me incluyo), la reunión más importante de artistas que se ha producido nunca, ya que en él participó gente de la talla de Mark Knopfler, Sting, Paul McCartney, Elton John, Eric Clapton, Phil Collins…

    Más información, por ejemplo, en http://www.terra.es/personal/abel.l/150997.html

  11. gaizkaz Says:

    las cosas no suceden porque sí. cuando se actua contranatura es cuando actua la natura… recibiendo así Montserrat las consecuencias

  12. Curiosidades y rarezas de los husos horarios (segunda parte) « Fronteras Says:

    [...] Unido, con ocho zonas horarias para todas sus posesiones, de Pitcairn a Gibraltar y de Akrotiri a Montserrat (por favor, haced como que no habéis visto que he enlazado cuatro entradas del blog consecutivas [...]

  13. 10 de las islas más particulares del mundo (Parte 2) | Banderas del Mundo Says:

    [...] -. Pues resulta que hace unos meses, Diego nos deleitó con una maravillosa entrada titulada “Lo que queda de Plymouth” en la que nos contaba la historia de la pequeña isla de Montserrat en el Caribe donde más [...]

  14. Un recorrido por los aeropuertos más curiosos del mundo | Blog de Banderas Says:

    […] historia de Montserrat, los invito a leer la entrada de Diego en Fronteras titulada “Lo que queda de Plymouth“… Pero por ahora les cuento que, como consecuencia de la erupción, el antiguo […]

  15. El vuelo internacional más corto del mundo y otras curiosidades para aerotrastornados | Fronteras Says:

    […] la desolada isla de Montserrat, cuya triste historia contamos aquí hace ya un tiempo, únicamente vuelan compañías charter. La excepción es una minúscula aerolínea local: […]

  16. Un recorrido por algunas ciudades abandonadas alrededor del mundo | Blog de Banderas Says:

    […] Banderas: Si quieren leer más sobre Plymouth, los invito a que revisen la entrada titulada “Lo que queda de Plymouth” en el blog de Fronteras del gran Diego y, en este blog, la entrada titulada “Un […]

  17. VIlla Epecuén, el pueblo que emergió de las aguas | Fronteras Says:

    […] entrada sobre una ciudad fantasma quizás también quieras leer las que aquí se le dedicaron a Plymouth, en la isla caribeña de Montserrat, Centralia, en Estados  Unidos, Pyramiden, en Noruega, […]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: