Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz)

La distopía, el antónimo de la utopía, es un género que da mucho juego para criticar, en clave de ficción, situaciones actuales. Mil Novecientos Ochenta y Cuatro es la más conocida y una de las mejores, y era, al igual que Rebelión en la Granja, una de las más ácidas críticas a las sociedades totaliarias, especialmente al estalinismo, en auge a finales de los 40 y principios de los 50. Una retahila interminable de conceptos y latiguillos de uso común hoy en día tienen su origen en esa novela, o en Un Mundo Feliz, de Aldous Huxley. Pero las distopías ni empezaron ni acabaron en esas dos novelas. Una larga lista de distopías han salpicado la historia de la literatura, tanto dentro de la ciencia ficción como fuera de ella, y nos han servido para reflexionar sobre la civilización y su fragilidad, y el poder y sus excesos. Descartando las dos más obvias y conocidas, este es mi top 12 distópico.

12.- Fahrenheit 451, Ray Bradbury, 1953

Tipo de distopía: Política

Resumen: En una sociedad donde pensar por uno mismo está prohibido, el cuerpo de bomberos tiene como misión quemar libros. Según el gobierno, leer libros hace que la gente no sea igual, y además les hace infelices al generarles angustia. Guy Montag, el protagonista, es uno de esos bomberos que en lugar de mangueras trabajan con un lanzallamas. Una serie de acontecimientos le hace replantearse si realmente es feliz y si será cierto eso de que leer es tan malo.

Comentarios: Como es sabido, 451º Fahrenheit es la temperatura a la que arde el papel. Es probablemente la tercera novela distópica más conocida tras las dos mencionadas en el título de esta entrada. Escrita en pleno Macarthismo, la novela denuncia la censura estatal pero, según su autor, sobre todo la autocensura de los ciudadanos y la alienación que producen los mass-media. En el mundo de Bradbury el hedonismo es la única guía, y la televisión y la radio son las únicas actividades de ocio de sus habitantes. Hay quien ve paralelismos con la era actual, pero son, en mi opinión, forzadísimos. La novela ha envejecido mucho y no demasiado bien, pero merece ser leída y releída, y de hecho se sigue reeditando con frecuencia.

11.- El rebaño ciego, John Brunner, 1972

Tipo de distopía: Medioambiental

Resumen: Estados Unidos se ha convertido en un estercolero medioambiental, cuya principal importación es el aire limpio. Nadie sale a la calle sin mascarillas y la contaminación alcanza a todas las capas sociales y a todos los aspectos de la vida. En este contexto sólo los trainitas (seguidores de Austin Train, un gurú medioambiental que predijo lo que iba a suceder) se oponen a un desarrollo tan insostenible, a veces de manera violenta

Comentarios: La novela cierra la llamada Trilogía del Desastre, formada por Todos sobre Zanzíbar, la novela más conocida de Brunner, y Órbita inestable. No es una novela fácil de leer. Párrafos sin conexión unos con otros, secciones brevísimas, personajes que aparecen y desaparecen sin demasiadas explicaciones, tramas superpuestas a las que cuesta encontrar relación… pero aún así es un novelón.

10.- Hijos de hombres, P.D. James, 1992.

Tipo de distopía: Política/Post apocalíptica

Resumen: En un futuro cercano, muy cercano, los seres humanos han perdido la capacidad de reproducirse. No han nacido nuevos seres humanos desde el llamado “momento Omega”, lo que condena a la humanidad a la desaparición en unas décadas y elimina la esperanza  en cualquier futuro mejor. En este contexto Gran Bretaña se ha convertido en un estado totalitario regido por el llamado Guardían de Inglaterra, primo del protagonista.

Comentarios: En 2006 se estrenó una película basada en esta novela y protagonizada, entre otros, por Julianne Moore y Clive Owen. Las alteraciones del guión modifican notablemente la novela, pero lo cierto es que en este caso la película es mejor que el libro, que, de todas formas, no está nada mal; eso sí, se hace lentísimo a ratos.

9.- Leyes de Mercado, Richard Morgan, 2004

Tipo de distopía: Política y económica

Resumen: En el año 2049 todo está en venta, incluidas las guerras y los países que las libran. Mejor dicho, especialmente las guerras y los países. Grandes corporaciones transnacionales invierten en ejércitos y armas a cambio de un porcentaje del PIB del país al que apoyan. Los brokers de esas corporaciones acuden a su trabajo en coches blindados listos para la batalla; las autopistas son un coto privado de las grandes empresas y cada día se producen batallas entre coches: el que antes mate o eche de la carretera al otro, gana, y, por lo tanto, trabaja. Darwinismo económico y social a tope.

Comentarios: Frecuentemente las distopías se utilizan para criticar el mundo actual desde la perspectiva de las situaciones llevadas al extremo. Este es uno de esos casos; Morgan hace ver dónde nos lleva el “capitalismo sin freno” desde su punto de vista; a un mundo donde todo está en venta, especialmente la vida y la muerte, y nadie importa nada más que su cuenta de resultados. Muy bien escrita y bastante trepidante a ratos. Eminentemente ideológica, una bibliografía donde se cita, entre otros, a Naomi Klein o a Noam Chomsky da cierta idea de por donde van los tiros.

8.- La larga marcha, Stephen King, 1979

Tipo de distopía: Política y social

Resumen: 100 adolescentes participan en una carrera anual, la que da nombre al libro. Es una carrera de resistencia: la única norma es  no bajar de los seis kilómetros por hora de velocidad de marcha. El que circule más despacio recibe un aviso, que puede ser borrado si no se recibe otro durante  una hora. A los tres avisos el corredor es eliminado. El problema es lo que en esta carrera significa ser eliminado. El que más aguante, gana. La carrera es el evento “deportivo” más importante del año en unos EE.UU. irreconocibles, y se retransmite en directo a toda el país por televisión.

Comentarios: Escrita con el seudónimo de Richard Bachman, es una de las escasas novelas de King sin ningún tipo de elemento sobrenatural. Es pura novela de anticipación. Y a mi juicio, una de las mejores que ha escrito. De entrada no cuenta exactamente de qué va esa carrera, pero según vamos avanzando en la novela vamos comprendiendo qué es exactamente esa prueba y por qué resulta tan angustiosa. La fascinación que ejerce la violencia y el poder alienante de los medios de comunicación de masas están en el trasfondo de este fantástico relato, que no podrás dejar si lo empiezas.

7.- Snow Crash, Neal Stephenson, 1992

Tipo de distopía: Ciberpunk

Resumen: Bienvenidos al futuro, un mundo donde el gobierno de EE.UU. ha quedado reducido a una mera máquina burocrática, y el territorio americano está tomado por franquicias que gozan de soberanía e independencia. Un lugar donde la mafia se encarga de repartir pizzas y los mensajeros son niños y niñas de quince años que saben de la vida mucho más que sus padres; una época en la que el ocio se desarrolla en el Metaverso, un universo virtual donde las clases sociales se distinguen por la calidad de los avatares.

Comentarios: Seré sincero, la inmensa mayoría del Ciberpunk, de Neuromante al 90% de Mirrorshades, me parece un auténtico coñazo. Pero de repente uno lee esto de Neal Stephenson y se reconcilia con el subgénero. En mi opinión la mejor novela de ciencia ficción de los noventa y una de las quince más grandes de la Historia. Llena de guiños (algunos obvios, como llamar al héroe protagonista Hiro Protagonist; otros no tanto), la novela trata sobre lingüística, filosofía, historia, antropología y, por supuesto, informática.

6.- La gente del margen, Orson Scott Card, 1989

Tipo de distopía: Post apocalíptica

Resumen: Después de la III Guerra Mundial lo que queda en el medio oeste americano son tierras yermas, desoladas, desiertas. Un lugar de pesadilla asolado por los salteadores de caminos, que sin dudarlo asesinan a cualquiera que pase cerca para quedarse con sus probablemente escasas posesiones. Un grupo de gente huye hacia Salt Lake City, ciudad donde se supone que se encontrarán seguros entre otros que son como ellos: mormones.

Comentarios: La gente del margen es un conjunto de media docena de relatos, independientes pero con una obvia relación entre sí. Orson Scott Card, autor de la mítica saga de Énder Wiggin, es un reconocido y declarado mormón, y estos relatos no dejan de ser una aproximación a ratos algo propagandística y en ocasiones también crítica a la religión fundada por Joseph Smith hace doscientos años. Aún así son puro Scott Card, dinámicos, con diálogos perfectamente construidos y personajes descritos magistralmente en dos pinceladas.

5.- Metro 2033, de Dimitri Glukhovsky, 2002/2005

Tipo de distopía: Post apocalíptica

Resumen: Han pasado un par de décadas desde la guerra que destruyó por completo la civilización. Sólo los que en el momento de la destrucción estaban bajo tierra se salvaron. En la superficie la radiación arrasó con todo. En los túneles del metro de Moscú se han establecido pequeñas repúblicas independientes en las distintas estaciones, con sus ejércitos, sus fronteras y su organización propias. Entre las estaciones se han desarrollado alianzas y guerras, y un complejo sistema económico a pequeña escala rige las vidas de los pocos miles de supervivientes de la guerra de 2013, en un mundo subterráneo donde en cualquier estación abandonada uno puede desaparecer envenenado, asfixiado, asesinado o algo mucho peor: atrapado por los seres del exterior.

Comentarios: Cruce de novela de terror y distopía post apocalíptica, Metro 2033 hará las delicias de los amantes del género oscuro. Ambientada bajo tierra, en un mundo donde la moneda de uso común es el cargador de AK-47 y se sobrevive a base de cultivos hidropónicos, Metro 2033 trata también de la naturaleza humana, de cómo la guerra y la miseria moral son consustanciales a nuestra especie, de la misma manera en que lo son el heroísmo, la esperanza y la curiosidad. Basado en la novela se desarrolló un videojuego de masacrar gente en primera persona, y posteriormente se publicó Metro 2034, la segunda parte de la novela.

4.- El cartero, David Brin, 1985

Tipo de distopía: Post apocalíptica

Resumen: Estamos en 2013. La civilización ha sido destruida, no por la guerra, sino por la posguerra. Un vagabundo encuentra un viejo uniforme de cartero y un saco de cartas en una herrumbrosa furgoneta del US Postal Service. A partir de ese momento, se convierte en un símbolo. Un símbolo de los “Restaurados EE.UU.”, que lleva esperanza a los pueblos amenazados por los señores de la guerra y devastados por la anarquía y los saqueos.

Comentario: La novela da la impresión de estar hecha a trozos, y es que de hecho lo está; se compone de tres partes más o menos independientes. En 1997 la película se llevó al cine de la mano de Kevin Costner, y fue un absoluto fracaso (después de Waterworld… menuda racha). Lo peor de la peli es que fue traducida al español como “Mensajero del futuro”, algo que carece de sentido por completo. Es una americanada estatista (US Postal Service = Civilización… venga ya), pero en lo que respecta a la sociedad post apocalíptica está muy bien desarrollada.

3.- El fugitivo, Stephen King, 1982

Tipo de distopía: Política y social

Resumen: En un futuro no demasiado lejano, la mayor aspiración de una población empobrecida y destrozada por la contaminación y la opresión es salir en la televisión y escapar de la pobreza. La tele emite, por ejemplo, programas en los que gente con problemas cardíacos se enfrentan a pruebas de esfuerzo por dinero. El premio es sobrevivir, claro. El programa estrella es “El Fugitivo” (The running man). El juego consiste, simplemente, en huir, y en permanecer con vida. Un ejército de cazadores, policías y espectadores persigue al fugitivo para matarle.

Comentarios: Otra de las novelas publicadas bajo el nombre de Richard Bachman, y también de las pocas de King sin elementos paranormales en su argumento. La distopía que narra es opresiva hasta decir basta, y es una evidente crítica al sensacionalismo de los medios de comunicación. Una de las mejores novelas que ha escrito Stephen King, redonda y casi genial; por una vez no le sobran páginas ni giros extraños.

2.- La carretera, Cormac McCarthy, 2006

Tipo de distopía: Post apocalíptica.

Resumen: Una hecatombe indefinida (aparentemente una guerra nuclear) ha dejado EE.UU. convertidos en un solar ennegrecido donde nada crece, en el que el paisaje se compone de retorcidos muñones de árboles; allí no existen leyes, ni civilización, ni apenas alimentos para los escasos supervivientes. Por este paisaje de pesadilla dos personajes, padre e hijo, recorren carreteras y bosques calcinados buscando una salvación imposible.

Comentarios. Triste, angustiosa, desesperante, deprimente… todos los adjetivos son pocos para describir la desolación física y espiritual que deja en el alma la novela a cualquiera que la lea. Es la más conocida de McCarthy y su única incursión en la novela post apocalíptica, pero no por eso deja de ser de lo mejor que he leído nunca.

1.- Nosotros, Yevgeni Zamiatin, 1921

Tipo de distopía: Política

Resumen: El futuro es un lugar sombrío. En una ciudad donde las viviendas particulares son de cristal (para que la policía pueda vigilar mejor a los ciudadanos) y no existen nombres propios sino meros números de expediente (el protagonista es D-503 y su novia es O-90) todo lo cotidiano está orientado en exclusiva a la eficiencia en la producción. Sin embargo, claro, hay disidentes, y el protagonista no tardará en conocerlos.

Comentarios: Crítica obvia a la Unión Soviética, sirvió de inspiración para la mucho más famosa 1984 de Orwell, y, aunque Huxley lo negó, posiblemente también para Un mundo feliz. Y a mi juicio las iguala a ambas. No se publicó en ruso hasta nada menos que 1988, 51 años después de la muerte de su autor.

Si te gustó esta entrada, muy probablemente también te guste Diez novelas que comienzan con el fin del mundo tal y como lo conocemos.

About these ads

Etiquetas: , , , , , , , , , , , ,

81 comentarios to “Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz)”

  1. Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz) Says:

    [...] "CRITEO-300×250", 300, 250); 1 meneos Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz)   fronterasblog.wordpress.com/2011/11/28/doce-distopias-de-…  por Masqueperro hace [...]

  2. Ferrán Blasco Says:

    Hola Diego,
    Hace ya mucho que no leo SF y algunas de tus propuestas me quedan un poco lejanas, pero creo que he leído once de las doce novelas citadas. No conozco a Yevgeni Zamiatin y no puedo opinar con fundamento, pero me cuesta mucho imaginar que haya un escritor mejor que McCarthy, a pesar de que no está entre mis preferidas suyas, La carretera es una obra maestra que merece ser recomendada con cualquier motivo.
    Distopías posibles, El proceso de Kafka o La peste de Camus, sé que son pesadillas más personales que colectivas pero en ambos casos muestran mundos desquiciados y anti utópicos.
    El hilo conductor de la entrada me ha parecido brillante, felicidades.
    Saludos

  3. Ad.Sa. Says:

    Me falta un “V de Vendetta” encabezando la lista :P

  4. sisorx Bolea Says:

    Estoy con Ferràn, “el proceso” de Kafka es una novela impecable.
    Echo de menos eso si “Sueñan los androides con ovejas eléctricas” de Philip. K. Dick, entre otras.
    Pero tomo muy buena nota para leerme las que me faltan, que son muchas.

  5. Al-Khwarizmi Says:

    Muy interesante lista, aunque para mi gusto te faltaría “La Máquina del Tiempo” que ha debido de ser una de las primeras distopías que se escribieron y ha envejecido muy bien. Y alguna de Philip K. Dick (yo personalmente escogería “Ubik”; pero casi todas sus novelas son distopías, y muchas de ellas son muy buenas).

  6. Pepe Says:

    Olvido mencionar que Perseguido (The running man) fue llevada al cine en 1987 (http://www.imdb.com/title/tt0093894/) y potagonizada por Arnold Schwarzenegger.

    • jJose A Says:

      Saludos. Te remito a la respuesta del comentario siguiente. Y a todo el que haya visto la película, por favor, que eso no os quite las ganas de leer el libro porque, insisto, no tiene nada que ver.

  7. Mudo Says:

    The Running Man es en la que se basó “Perseguido”, no?

  8. borha Says:

    la novela la carretera tambien tiene version cinematografica de vigo mortensen. muy recomendable

  9. Lenina Says:

    El Estalinismo no fue ni una dictadura totalitaria ni una dictadura autoritaria. Entendido como el período en que Stalin fue elegido democráticamente al Soviet Supremo de la URSS de forma reiterada, el Estalinismo supuso la conquista de los derechos humanos más fundamentales, y no sobre el papel (como pasa con nuestras constituciones), sino también en la práctica. El nivel de vida aumentó considerablemente y la cultura y la educación de la gente se desarrollaron extraordinariamente. En pocos años pasó de ser un país feudal, a segunda potencia mundial lanzando satélites al espacio.

    Hay muchos que se dedican a repetir los paradigmas infundados que los nazis y la burguesía occidental inventaron a finales de los años 20. Pero una mentira repetida muchas veces no se convierte en verdad.

    Los hechos exsiten, y la historia está ahí. Stalin fue un dirigente muy querido en la URSS y un férreo defensor de los derechos y las libertades del pueblo soviético. Culto y revolucionario, escribió numerosas obras de gran alcance, luchó para frenar a la contrarrevolución burguesa en Rusia (lamentablemente no lo consiguió), luchó contra el nazismo (y lo derrotó), y también se opuso siempre a la existencia de la burocracia tanto dentro del partido como dentro del Estado Soviético. Pero Stalin no era ningún dios omnipotente ni omnipresente, no tergiversemos la realidad.

    Saludos.

    • Diego González Says:

      Y el Gulag no existió y el padrecito de los pueblos con su sabia mano guió a los ciudadanos soviéticos (libres, ellos) hacia la prosperidad.

      Y vivieron felices y comieron perdices :D

    • yolanda Says:

      Derrotó a Hitler?? Militarmente de una invasión del territorio, exactamente como un siglo ántes contra Napoleón pero Staline firmó con el el Pacto de acero, así que nunca lo pretendió ! Y en la URSS había antisemitismo, asi que defensor de derechos de una parte del pueblo. Y ¿la spiritualidad no es un derecho? Tambien te olvidas de la depuración donde se cargó a todos los verdaderos comunistas revolucionarios leninistas! Anda no valía mas que nadie! Y es normal que poniendo a todos a trabajar se iba a desarollar economicamente. 6 millones de muertos, le salió caro al pueblo su victoria en la Segunda y los gobiernos israelies han tenido a su cabeza muchos ukranianos! De que contrarevolución burguesa hablas? No existió y los motivos de la caída del bloque del este es la permanente corrupción que sigue roñando la sociedad rusa. La kalashnikov ha sido el arma de todos los terroristas y otras farc o fln: ¿te parece bien? No no es Dios y en la tierra ninguno lo es!

      • Lenina Says:

        Cuanta ignorancia…

        1) Los Gulags eran campos de trabajo donde iban: criminales, delincuentes, contrarrevolucionarios y traidores. Se les juzgaba en tribunales elegidos por el pueblo soviético, delante de periodistas de todo el mundo.
        2) El pacto germano-soviético sólo retrasó lo inevitable, que era la guerra entre el socialismo y el nazismo. Gracias a este pacto táctico, los rusos pudieron prepararse para hacer la guerra, y pese a todo, los alemanes entraron saqueando y destruyendo rusia hasta Stalingrado. El pacto fue una necesidad estratégica, dio tiempo al pueblo soviético de desmontar todas las fábricas del cáucaso y trasladarlas detrás de los urales. Algo que nunca antes ninguna nación había hecho.
        3) En 1956 Jruschov hizo un Golpe de Estado, liquidó a la vieja guardia bolchevique y se apoderó, primero del aparato del partido y luego, extendió su influencia a través del Estado soviético. Y tras 30 años de políticas mercantilistas, la propiedad pública de la URSS ha quedado en manos de los mafiosos que ahora gobiernan.
        4) Todos los muertos que se atribuyen a Stalin son falacias indocumentadas, empezaron los nazis a propagar la idea del terror rojo cuando los terratenientes ucranianos se negaron a colectivizar la agricultura quemando cosechas y provocando 2,5 millones de muertos. Esa cifra se exageró hasta los 6 millones y fue atribuida a Stalin. Y así sucesivamente con cada progreso que obtenía la URSS. La última cifra que los fascistas manejan es la subrealista de 100 millones de muertos. ¿Alguien da más?

        • El Tío la Vara Says:

          Oye, y que de 60 millones de asesinados por los genocidas rojos, no estuviera la gentuza como tú entre ellos… pues también es mala suerte.

          Perdón al autor de este excelente blog por ensuciarselo, pero hay mucho cultureta de wikipedia suelto.

          Saludos.

    • uno Says:

      Lenin fue cukpable de asesina a varios millones de sus propios conciudadanos. Era tan criminal como Hitler o Pol Pot.

  10. Sergi Says:

    Dejados Atras y sus 12 libros, algo para leer y meditar, mas hoy en dia, realidad o ficcion? o ficciom que se esta convirtiendo ya en realidad.

  11. Illgotened Says:

    He leído prácticamente todo excepto el “Nosotros” y la verdad que no pinta nada mal. Gracias por descubrirmelo.
    Estoy de acuerdo en que S.King cuando no trata de fantasmas y cosas de esas demuestra que vale la pena(muy mucho) como escritor.
    Efectivamente faltarían muchas más, pero bueno, por eso es una selección ^^

    • Diego González Says:

      Para mí las tres mejores novelas de King (y creo que me leído todas menos las tres últimas de La Torre Oscura) son precisamente las que no tienen nada de paranormal. Las dos que menciono aquí y Rita Hayworth y la redención de Shawshank (aka Cadena Perpetua).

  12. latuamamalamama Says:

    Hola,

    Has probado a leer en versión original? me parece sencillamente inadmisible que taches de “autentico coñazo” al cyberpunk, es posible que la traducción que leíste de “Neuromancer” fuera malilla, o sencillamente que no hayas pillado el significado. “Neuromancer” es una auténtica obra maestra, muy adelantada a su tiempo. La belleza literaria de la obra es incomparable, hazte un favor y leetela en inglés, si puedes.

    Pocas veces se he visto que un bloger trollee en sus propios post.
    En resumen, viendo la valoración que haces de Neuromancer y sobre el sub-genero cyberpunk, me parece que no tienes ni puta idea de literatura.

    • Diego González Says:

      Me hace gracia eso de que las opiniones literarias te parezcan inadmisibles, pero oye, tú mismo. Sigo pensando que Neuromante es un truño sobrevalorado.

      • latuamamalamama Says:

        Por que no te guste Mozart, no puedes decir que sea una mierda y quedarte tan pancho. Es así de sencillo.

      • latuamamalamama Says:

        Por otro lado, no todas la opiniones tienen el mismo valor.
        Me parece muy poco acertado decir que “Neuromancer” y el cyberpunk “me parece un auténtico coñazo”. Con haber dicho “no me interesa el cyberpunk”, o “me decepcionaron las lecturas de libros sobre cyber-punk” sobraba.

        Es que hay que joderse, si en nombre de la libertad de expresión tenemos que aguantar que se diga que “Don Quijote de la Mancha” es una mierda, también tendremos que aceptar que nos digan que dicha opinión “es basura sin fundamento”.

        En el caso que nos ocupa, dicho comentario, representa un claro síntoma claro de la pedantería del autor. Quien coño se cree que es? hay que joderse, de verdad, putos aficionados…

      • Diego González Says:

        Oye, tú eres un poco fanboy de Gibson, ¿no?

      • latuamamalamama Says:

        Claro, verdaderamente pienso que hablar así de “Neuromancer” es una locura! quizás lo leyó en el metro? o en algún mal momento de su vida? tal vez alguna mala traducción? [insisto]

        Cualquier párrafo de ese libro es una verdadera joya, también de del resto de la trilogía.

        he leído un poquillo, y os aseguro que La trilogía “Sprawl” es una pasada, tanto en contenido como en forma, que no os engañen.

  13. Meveo Says:

    Hasta donde yo entiendo una distopía es una sociedad o incluso un mundo entero (leyes naturales incluidas) donde todo es aparentemente utópico pero que encierra un secreto terrible que es el mal necesario para que todo funcione así, es decir, el precio a pagar para que todo vaya bien. En muchas de las novelas citadas se describen sociedades postapocalípticas o directamente perversas donde las maldades suceden a la vista de todos.

  14. marula Says:

    el ultimo que leí es “Juegos de Ingenio” de John Katzenbach, bastante light ya que es estilo best seller, pero ¿porqué no? me gustó mucho. Muy buena nota!!!!

  15. Alex Bolea Says:

    @latuamamalamama Te sorprenderías la valoración que puedo llegar a hacer yo de algunas “obras maestras” así como las valoraciones que otros hacen de obras que yo considero “obras maestras” y no por ello creo que ni ellos ni yo no tengamos “ni puta idea de literatura”.
    Parece mentira que a estas alturas no se valore la opinión subjetiva y se emitan juicios de valor como “no tener ni puta idea de literatura” por no estar de acuerdo con un libro, disco, cuadro, etc…

    • latuamamalamama Says:

      Por que no te guste Mozart, no puedes decir que sea una mierda y quedarte tan pancho. Es así de sencillo.

      Por otro lado, no todas la opiniones tienen el mismo valor.
      Me parece muy poco acertado decir que “Neuromancer” y el cyberpunk “me parece un auténtico coñazo”. Con haber dicho “no me interesa el cyberpunk”, o “me decepcionaron las lecturas de libros sobre cyber-punk” sobraba.

      Es que hay que joderse, si en nombre de la libertad de expresión tenemos que aguantar que se diga que “Don Quijote de la Mancha” es una mierda, también tendremos que aceptar que nos digan que dicha opinión “es basura sin fundamento”.

      En el caso que nos ocupa, dicho comentario, representa un claro síntoma claro de la pedantería del autor. Quien coño se cree que es? hay que joderse de verdad, putos aficionados…

      • Alex Bolea Says:

        Si alguien parece pedante desde luego ese eres tu. Como bien dices el autor, al que no conozco de nada, dice que “me parece”, lo cual es su opinión y es completamente respetable.
        Y si, la libertad de expresión se basa precisamente en eso, en que yo pueda decir que “El Quijote” es una mierda indigerible (que bajo mi punto de vista lo es) sin que venga un intelectualoide de tres al cuarto a decirme lo que esta bien y lo que no. Faltaría más…
        Como tu dices, hay que joderse, cuanto gilipollas.

      • latuamamalamama Says:

        Wau que super-interesante! “El Quijote” es una mierda indigerible! rebelde sin causa! verdaderamente debes de un típo super-cool, me muero por conocerte… Oye y seguro que la Biblia no es tan aburrida como la pintan no?

      • Alex Bolea Says:

        Pues a mi no me apetece mucho conocerte. De “enteraos” ya conozco a unos cuantos.
        Anda y ve a leer Crepúsculo (Ese insulto te duele, eh???)

      • NobTetsujin Says:

        Es que Neuromante es un coñazo considerable. Aburre a las ovejas. El Gibson tiene un estilo plúmbeo altamente soporífero.

  16. Los apuntes del viajero Says:

    Gran selección, que me servirá para próximas lecturas, ya que estoy ahora en etapa “sci-fi”. No sé si encaja exactamente en “distópico”, pero mi preferida es “Crónicas Marcianas”, también de Bradbury. La que sí que encaja y recomiendo, especialmente por ser de un autor local, es “Mecanoscrito del segundo origen”, de Manuel de Pedrolo. Y, ya puestos, recomiendo también “Soy leyenda”, destrozada en el cine varias veces. Saludos!

  17. Manuwar Says:

    Una lista muy interesante. Buena ocasión para regalarse alguna de las propuestas.

    Echo de menos, como han señalado antes, alguna de Dick, como Sueñan los androides con ovejas eléctricas, en la que se basó la célebre Blade Runner, una de las distopías cinematográficas más conocidas. Quizá también Lem, por ejemplo su Congreso de futurología”, aunque toda la obra de Stanislaw Lem, incluso la humorística (¿sacástica?), rezuma pesimismo. Y por supuesto los Morlocks de la Maquina del Tiempo de Wells o El planeta de los simios de Pierre Boulle. Quizá casi la mitad de la ciencia ficción sea distópica.

    Jack Vance y Ursula Leguin también muestran futuros tan alejados de nuestra experiencia que se leen con un escalofrío, como en la saga de La Tierra moribunda del primero o El nombre del mundo es Bosque.

    Quizá cuando se describe un futuro se ha de tomar partido y dibujarlo en colores brillantes o en tonos grises y lo que nos cuesta imaginar es una proyección del presente que no sea ni mejor ni peor que el mundo en que vivimos.

  18. asd Says:

    la larga marcha es un libro que no se puede parar de leer, el final se presupone, pero lo importante acaba siendo la historia en si.

  19. Art Says:

    12_monos,_Matrix…aunque_son_pelis_me_imagino_basadas_en_libros_y_sobre_todo_la_crítica/parábola/distopía_egocéntrica_en_el_texto_de_El__buque_de_los_necios,_de_Teodhore_Kazcisky.

    Un_par_de_apuntes:…Porque_cuando_se_refieren_a_caos_y/o_desorden_nombran_uds._la_palabra_anárquico/a_y_le_giran_su_carácter_y/o_su_sentido??_eso_si_que_no_es_tener_ni_idea_de_lo_que_es_el_verdadero_significado_del_principio_de_la_anarquia_y_un_insulto_a_lxs_que_dieron_su_vida_defendiendo_conceptos_e_ideales_de_libertad_y_armonía,_igualdad,_apoyo_mutuo,respeto,solidaridad..que_es_precisamente_lo_que_propugnan_lxs_ácratas.

    Y_sobre_los_comentarios_de_lxs_stalin..creo_que_se_deberían_darse_una_vuelta_por_Rebelión_en_la_granja..esa_novela_ejemplar..quizás_empezarián_a_cuestionarse_no_sólo_los_métodos_de_la_clase_burguesa/liberal..sino_todos_los_métodos_que_emplea_(_cualquier_poder_organizado_de_modo_jerárquico)_cuando_tienen_(sus/el_lider/es)_la_autoridad_en_sus_manos_legitimando_así_sus_totalitarias_manifestaciones_sobre_la_vida,_la_sociedad,_el_individuo,las_leyes_la_jurisprudencia_la_economía_,el_consumo_,la_política_,el_trabajo,el_ocio_y_su_negación_el_negocio,_las_fronteras_,el_lenguaje,..sobre_todo_y_sobre_todxs_nosotrxas..

    Por_lo_demás_chapó.

  20. Art Says:

    porque_no_me_funciona_el_teclau..

  21. Carlos Says:

    Y una que te falta, y se aplica como un guante a la situación actual… y acongoja… es “las torres del olvido” de George Turner, que casi casi es actualidad ya. Derrumbe económico, desastres ecológicos, sociedad dividida, gobiernos desbordados…

  22. Aitor Ito Says:

    joer te has dejado “El hombre en el castillo” de Phillip K. Dick.

  23. Jordi Says:

    Creo que uno de los grandes autores de utopias/distopias es el gran Stanilslaw Lem. Novelas como Solaris (la mejor en sentido absoluto que he leido en mi vida), Fiasco, El Invencible… o la serie de Diarios de las Estrellas han de estar en esta lista. El episodio de los robots anticuados que son monjes porqué son los únicos que han quedado atrás de la evolución del saber, es sencillamente fantástico.

  24. antonimous Says:

    Como siempre muchas gracias por el post, veo que tu blog sigue dando mucho que hablar, me he leido algunas de las novelas y me apunto otras pa tener tarea… y si el quijote es infumable…

  25. Art Says:

    El talón de hierro.de Jack London..
    acojonante..de pesadilla..

    http://es.wikipedia.org/wiki/El_tal%C3%B3n_de_hierro

  26. Ferrán Blasco Says:

    Hola Diego,
    Cómo se ha puesto el patio!!! Entre la revisionista y la fan se ha caldeado el planeta “fronteras”. Es más que curioso que por norma general los calientablogs siempre son anónimos y a mí siempre me sorprende que comenten en blogs en los que encuentran opiniones sobre las que disienten tan visceralmente. En mi caso, cuando encuentro un blog de veganos, iluminados o amantes del macramé (por poner tres ejemplos que no pretenden igualarlos más que en mi desinterés) lo cierro y me voy a otra cosa, no es que haya infinitos blogs interesantes pero sí los suficientes como para no perder el tiempo en los que no me lo parecen.
    En mi caso, sigo felicitándote por tu blog y seguiré entrando, aunque a veces no convenga contigo y otras sí.
    Saludos
    Me apunto a la propuesta de Art, London es muy bueno

  27. Tinejo Says:

    Es una selección excelente, a mi juicio no se queda nada en el tintero. Desde luego, llevadas al cine hijos de los hombres y la carretera son las más logradas, aunque 1984 consigue que se revuelva el ánimo casi tanto como con la novela.

    http://casaquerida.com/2011/11/26/el-tratamiento-de-las-muertes-siempre-malas/

  28. Alejandro Says:

    Una distopia muy buena y que creo que no es muy conocida es Jennifer Goverment (2004), de Max Berry:
    http://www.amazon.com/Jennifer-Government-Max-Barry/dp/1400030927/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1322586633&sr=1-1

    Gobierno privatizado, megacorporaciones, clubes de descuentos… es muy graciosa y aterradoramente profética.

  29. chava Says:

    el cuento de la criada, the handmaid’s tale de margaret atwood

  30. NobTetsujin Says:

    Ya pensaba que era el único que se daba cuenta que Gibson es un coñazo monumental. Leí Neuromante, un plomazo como una casa y, de también que lo ponían, pensé que sería culpa mía y probé “Luz Virtual”. Otro bodrio que duerme a las piedras.

    • Tyrion Says:

      No eres el único, ni mucho menos. Yo soy lector acérrimo de ciencia-ficción desde los 12 años, cuando descubrí a Burroughs y Asimov, y me costó un auténtico esfuerzo acabar “Neuromante” así que con “Luz Virtual” ni siquiera lo he intentado.

      Con lo que coincido totalmente es con lo de “Snow Crash” de Stephenson: trepidante, profunda a veces y repleta de acción otras e interesante toda. Acabará como clásico de la cienci-ficción, sin duda.

  31. Golias Says:

    Bonita selección, la verdad. Algunos aún no los he leído, pero otros sí, y son muy buenos.

    Dos detalles. Uno, por puro ladillismo, es que el bueno de Ray Bradbury se equivocó: la temperatura a la que arde es papel son 451 Celsius, no Fahrenheit (que serían unos 842 F).

    Otro, por fastidiar: ¿seguro que los trolls anteriores no son todos la misma persona? Porque su grado de despreciabilidad es notable, su exageración canta bastante, su coordinación parece sorprendente…y porque si yo quisiese fastidiar unos comentarios, esa es exactamente la clase de tonterías que diría.

    Buscaré los que no he leído aún, y gracias por tus recomendaciones y las de los demás comentaristas. Incluso los malvados trolls.

  32. Alvaro Says:

    Muchas gracias por el post!

  33. Camarada Bakunin Says:

    Estupendo. Gracias al post he descubierto 4 novelas distópicas que no conocía. Para devolver el favor, os dejo los títulos de otras cuatro que me gustaron: Mercaderes del espacio, Nunca me abandones, El hombre en el castillo y Pavana.

  34. El Proyecto Seléucida en Singapur » Pesadillas literarias Says:

    [...] me refiero a Zafón ni a Dan Brown sino a esta lista de novelas distópicas. AKPC_IDS += [...]

  35. Fugaces 05/12/11 - Esceptica Says:

    [...] una especie de máquina de ¿y si…?, uno de mis géneros de ficción favoritos, en lista: Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz). Añoro el spinner que nunca [...]

  36. Naimarha Says:

    Me parece que Tiempos Difíciles de Charles Dickens puede entrar perfectamente en la lista. Y es excelente.

  37. Vimes Says:

    @latuamamalamama

    Neuromante y Mona Lisa Acelerada me parecieron las dos a cual más aburrida. Luego, leí un relato corto de Gibson que sólo terminé por su escasa extensión. Gibson me aburre. ¿Qué pasa, no puede ser?

  38. Felix Maocho Says:

    [...] – Doce distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un Mundo Feliz) http://fronterasblog.wordpress.com/2011/11/28/doce-distopias-de-pesadilla-que-no-son-1984-ni-un-mund… Estos futuros de pesadilla, ¿Son fruto de nuestras pesadillas de adulto, o hay motivos razonables [...]

  39. Las 256 mejores entradas de Fronteras « Fronteras Says:

    [...] Diez distopías de pesadilla (que no son 1984 ni Un mundo feliz): Pequeño offtopic literario. Me encanta la Ciencia Ficción y no me apetece abrir otro blog solo [...]

  40. Marcuse Says:

    Pues yo opino como el compañero latuamalama, que Neuromante, leído en inglés, es sencillamente deslumbrante tanto a nivel formal como conceptual. Pero entiendo que haya a quien no le guste o le aburra, igual que a mí me producen sopor ciertos “totems” intocables.

    Muy buena la lista, por cierto. Más madera para el Kindle!! ;)

    Saludos.

  41. Roberto Hdz Says:

    Creo que nadie ha tomado en cuenta a José Saramago consu Ensayo sobre la ceguera…

  42. La ciencia y la ficción « Nutria Marina News Says:

    [...] si partimos de premisas históricas divertidas entramos en el terreno de ucronías y distopías, pero ojo, para que siga siendo ficción científica (al menos ficción científica dura), debe de [...]

  43. Mariela Says:

    Excelente selección, pero falta al menos alguno de úrsula K Leguin. Los desposeídos. Una utopía ambigua es de lo mejor, Hace poco vi una peli con una distopía sobre el capitalismo líquido, In Time de Andrew Niccol que tiene una premisa interesante. Al Camarada Bakunin y Aitor Ito: El hombre en el castillo de Phillip K. Dick es una ucronía, no una distopía (que hubiera sucedido si…)
    Gracias por el post

  44. elmasternero Says:

    Falta a perfect day, de ira levin, mi preferido de utopías distópicas. EN castellano se publicó como “Un día perfecto” ó “CHip el del ojo verde”

  45. Black Mirror, un ejemplo mas de buena ficción britanica- Generacion young - Jovenes Says:

    [...] especialmente por el puntito irreverente, sello de su creador y, por qué no decirlo, porque todo lo que huela a distopía tiene mi atención ganada de antemano. Si queréis leer una crónica extensa sobre la serie, y [...]

  46. hazel Says:

    hace poco salio publicada en gallo nero Kallocaina ,quisiera saber tu opinion del libro y si lo agregarias a tu ya excelente lista

  47. Nacho Says:

    No sé si ya se ha mencionado pero hecho a faltar la novela “Este día perfecto” de Ira Levin.
    Es algo distinta a “1984″ ya que el estado o en este caso la máquina que los gobierna, UniComp, dicho al principio del libro no busca esclavizar a sus semejantes en el sentido de darles mala calidad de vida o explotarlos, pero sí de que todo vaya bien y que todos sean felices y poco agresivos a costa de perder su libertad.
    Es el típico “estado” paternalista, que te hace hacer las cosas “por tu bien” y en ese sentido difiere de “1984″ donde el estado encarcela, tortura y lava hasta los cerebros si bien en “Este día perfecto” se trastea con los genes para que la gente nazca lo menos violenta posible o más borrega para que la sociedad sea feliz,pero a costa de la libertad, claro.

  48. Nacho Says:

    Por cierto perdón por lo de “hecho”, ya que es “echo a faltar”…
    Un saludo.

  49. Nacho Says:

    Añado otro libro que creo que es futurista, ambientado en el siglo xXI pero creo que aún no hemos llegado al año en el que está ambientado el libro si bien remirando sus páginas o su sinopsis no sé en qué año está ambientado pero seguro que en alguna parte de la novela se dice. El libro en cuestión es “El pájaro burlón” de Walter Tevis.
    http://www.tercerafundacion.net/biblioteca/ver/ficha/7660
    Este libro no lo he leído y el anterior que cité antes (“este día perfecto”) lo llevo a medias pero lo que llevo leído me ha encantado (y acojonado porque el futuro que describe conociendo al género humano es totalmente posible)

  50. aquaria Says:

    “Memorias de una superviviente” de Doris Lessing: excelente novela, pero ¿distópica o solamente vidente?

  51. CGdPVlazeck Says:

    Una muy buena distopía, en mi opinión, es ‘El mundo interior’, de Robert Silverberg. Y tal vez, tomando sólo el principio hasta la huida, ‘La fuga de Logan’ (evidentemente la novela, la película mejor olvidarnos de que existe)

    Por otro lado, si tomamos distopía como un mundo horrible pero considerado perfecto por quienes lo habitan, salvo el protagonista, varias de las que propones no encajarían en el término.

    Fantástico tu blog, al que llego por casualidad (a esta entrada concreta) buscando información sobre la peli THX 1138. Cosa curiosa, ya que dicha peli no es citada en el post…

  52. La viga en mi ojo » Black Mirror, una atípica serie de ciencia-ficción Says:

    […] especialmente por el puntito irreverente, sello de su creador y, por qué no decirlo, porque todo lo que huela a distopía tiene mi atención ganada de antemano. Si queréis leer una crónica extensa sobre la serie, y […]

  53. Black Mirror, un ejemplo mas de buena ficción britanica- Generacion young - Jovenes Says:

    […] especialmente por el puntito irreverente, sello de su creador y, por qué no decirlo, porque todo lo que huela a distopía tiene mi atención ganada de antemano. Si queréis leer una crónica extensa sobre la serie, y […]

  54. emmanuel Says:

    yo no estoy aca para defender ni a lenin ni stalin, ni ningun soviético pero todas las distopías más populares se basan en la urss porque son las que se popularizó su distribución, en el caso de un mundo feliz esta más cerca de llevar al extremo el liberalismo que el comunismo y goza de menos popularidad que 1984.

  55. La tierra de los cazadores de fronteras, por Sherlock | Fronteras Says:

    […] por algo. Sí, ya sé que el tarado de su dueño habla a veces de música disco de los 90 o de novelas de ciencia ficción. No es culpa mía. Pero hasta donde yo sé aquí a veces se habla de fronteras. Y de eso he venido […]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


%d personas les gusta esto: